Click Para Ampliar
La dependencia federal propone al SNTE el 7 de julio para realizar el examen en su segunda etapa, ya que la primera será los días 23 y 24 de junio próximo
La SEP evaluará en dos etapas a los maestros; Córdova Villalobos descarta acciones contra profesores que se nieguen a presentar la prueba
may-12
18
viernes
07:52 hrs.-
El secretario de Educación Pública, José Ángel Córdova Villalobos, dio a conocer que la dependencia propuso al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) que el 7 de julio, último día del ciclo escolar, se realice la evaluación universal a docentes de primaria, por lo que están a la espera de una respuesta.

En entrevista, luego de la toma de posesión del nuevo presidente de la Academia Mexicana de Ciencias, José Franco, Córdova dijo que el 23 y 24 de junio se realizará el examen a 541 mil docentes con carrera magisterial de nivel básico y espera que en la fecha propuesta por la SEP el resto, es decir, 268 mil maestros, realicen la prueba.

El titular de Educación afirmó que el plazo es para cumplir con unas de las principales demandas de los docentes, que es la de difundir el proceso en todos los rincones del país.

Córdova dijo que no se tomará ninguna medida contra los docentes que se nieguen a ser evaluados, pues afirmó que la prueba es voluntaria, pese a que en el acuerdo por la evaluación firmado por el presidente Felipe Calderón y la lideresa del magisterio, Elba Esther Gordillo, en mayo de 2011, se estableció que la evaluación sería obligatoria.

Insistió en que el examen a los maestros es una prueba integral y en conjunto con la Enlace, que se realiza a los estudiantes y que se aplicará del 4 al 8 de junio.

“Si tenemos ambas pruebas podemos tener una correlación para conocer si en realidad hay una discrepancia entre el desempeño de los alumnos y maestros o correlación si los proyectos van dirigidos a uno u otro tema”, señaló el funcionario federal.

El titular de la SEP negó que exista una mala relación con Elba Esther Gordillo y afirmó que continuarán las mesas de trabajo para escuchar las inconformidades de los maestros.

Apenas el miércoles, la lideresa magisterial afirmó que el proceso de evaluación universal se realizaría hasta que la “SEP se pusiera a trabajar”.

“Podemos tener evaluación en junio si la SEP se pone a trabajar; con todo respeto, todos queremos ser evaluados, pero debemos saber qué y cómo nos van a evaluar”, dijo Gordillo en entrevista con Ciro Gómez Leyva.

Elba Esther afirmó que su gremio está dispuesto a someterse a las que sean necesarias, siempre y cuando estos resultados no sean utilizados “para descalificaciones”.

En respuesta, el titular de la SEP aseguró que la evaluación no tendrá ninguna afectación a los derechos laborales de sus agremiados y que es una evaluación diagnóstico, formativa y propositiva para saber “en donde los podemos apoyar y que ellos mejoren su desempeño profesional”.

Córdova se comprometió a reforzar las estrategias de difusión para que los docentes sean evaluados, para que en el mes de septiembre “tengamos un ya un diagnostico específico y personal para ofrecer la capacitación de las necesidades que tiene cada maestro y utilizar esos 180 millones extras trayectos de formación continua”.

Respecto al paro que han anunciado los maestros de la sección 22 de Oaxaca, Córdova aseguró que mantiene estrecha colaboración con las autoridades estatales a fin de que el paro no se realice y confío en el que la disidencia reflexionará al respecto.

publicidad